Contact Us

Case Evaluation
close

Órdenes de Alejamiento en el Estado de Connecticut

En ciertas circunstancias, la ley del Estado de Connecticut les ofrece a sus residentes la posibilidad de recibir protección mediante una orden de alejamiento. La División de Familia de los tribunales superiores de Connecticut es la encargada de emitir dichas órdenes, las cuales solo se otorgan por petición de una de las partes involucradas. Con mucha frecuencia recibimos llamadas relacionadas a órdenes de alejamiento. Algunas veces son hombres y mujeres que necesitan desesperadamente obtener una orden de alejamiento a causa de un familiar peligroso o fuera de control y otras, son familiares que desean disputar órdenes de alejamiento impuestas por el jefe de policía del Estado. Sea que usted desee obtener una orden de alejamiento o que quiera disputar una, debe llamar a un buen abogado experto en órdenes de alejamiento en Stamford, Greenwich, New Canaan, Norwalk, Bridgeport, Darien, Westport o cualquier otra jurisdicción de Connecticut.

Cómo Obtener una Orden de Alejamiento en un Tribunal de Connecticut

Las órdenes de alejamiento civiles se otorgan en ciertas circunstancias, a un grupo limitado de solicitantes según la ley C.G.S. § 46b-15. La regla general es que para poder obtener una orden de alejamiento, el solicitante debe estar en riesgo inminente, sea físico o emocional, por parte de un familiar, una persona con quien comparte techo o con quien tenga una relación física o afectiva. Es fundamental que la persona que busca obtener una orden de alejamiento en Stamford, Greenwich, Norwalk, Darien, New Canaan o cualquier otro territorio de Connecticut, presente la documentación apropiada ante la sección administrativa de la División de Familia. Entre la documentación se debe incluir una declaración juramentada en la que consta que quien firma busca protección contra el maltrato, así como documentación referente a la solicitud de orden ex parte. Además, si el solicitante busca la protección de niños menores, entonces el solicitante o el representante legal deben llenar los formularios respectivos para la protección de los mismos.

Con frecuencia, los solicitantes de este tipo de órdenes contratan a los abogados expertos en órdenes de alejamiento de la firma Mark Sherman Law, para que el tribunal de familia las apruebe. En la mayoría de los casos, los clientes son víctimas de delitos de violencia doméstica que han denunciado el abuso ante la policía local, pero se encuentran a la espera de que la policía y la fiscalía procesen y obtengan órdenes de arresto. Mientras tanto, para proteger a las víctimas, los tribunales civiles proporcionan alivio mediante estas órdenes de alejamiento.

El proceso para obtener una orden de alejamiento conlleva varias etapas. Primero, el solicitante o su representante legal presentan el formulario de petición y la documentación ante el tribunal de familia para que éste lo ponga bajo consideración (Las víctimas también tienen la opción de buscar ayuda en las oficinas de defensa de las víctimas, las cuales se encuentran localizadas en todos los tribunales de Connecticut). Segundo, una vez se haya presentado la solicitud ante el tribunal, el juez otorga su veredicto, generalmente el mismo día y (1) programa una audiencia relacionada a la solicitud de orden de alejamiento o (2) se niega a conceder la audiencia y rechaza la petición. Si el tribunal concede la audiencia, también determinará si emitir una orden de alejamiento ex parte, para cobijar el periodo de tiempo transcurrido entre la fecha de la solicitud y la fecha de la audiencia. Luego, un aguacil oficial del estado tendrá que hacerle llegar la citación a la persona acusada y se debe archivar la constancia de recibo ante el tribunal, antes de la fecha límite impuesta por el mismo. Aquí es donde se puede complicar el proceso, si la persona reside fuera del Estado. Sin embargo, un buen abogado experto en órdenes de alejamiento en Connecticut sabe navegar las leyes de otros Estados para realizar la entrega de citación de forma adecuada. Por último, la audiencia para la orden de alejamiento se lleva a cabo en la fecha programada y las partes involucradas comparecen ante el juez del tribunal superior. Primero, el tribunal les ordena a las partes consultar a un consejero de relaciones de familia para ver si pueden llegar a un acuerdo y resolver el caso antes de seguir adelante con la audiencia. Si eso no resulta, se efectúa la audiencia, la cual podría tardarse horas o días, dependiendo del número de testigos y de lo extensas que sean las declaraciones de cada uno de ellos. Al finalizar las declaraciones, el tribunal aprueba o rechaza la petición. Actualmente, cualquier aprobación de solicitud de orden de alejamiento tiene una vigencia de un año. Para adelantar la fecha de vencimiento de dicha orden, es necesaria la autorización del tribunal, así que si desea pedirle al tribunal que adelante la fecha de terminación de una orden de alejamiento, debe comunicarse lo antes posible con un buen abogado de Stamford experto en órdenes de alejamiento.

Los Tres Tipos de Órdenes de Alejamiento de Connecticut

En caso de que el tribunal decida aprobar la orden de alejamiento, la designará como (1) una orden “completa de no contacto”, (2) una orden “completa o de alejamiento residencial” o (3) una orden de protección parcial. La orden completa de no contacto prohíbe cualquier tipo de contacto entre la persona acusada y la persona protegida y además le prohíbe al acusado ingresar al domicilio o al lugar de trabajo de la persona protegida. La orden completa o de alejamiento residencial permite contacto pero le prohíbe al acusado ingresar al domicilio o al lugar de trabajo de la persona protegida. La orden de alejamiento menos restrictiva en el Estado de Connecticut es la orden de protección parcial, la cual permite que haya contacto y que la persona con la orden en contra viva con la persona protegida o la visite a su domicilio o lugar de trabajo; no obstante, le prohíbe a la persona acusada “amenazar, acosar o intimidar” de modo alguno a la persona protegida.

Dificultades Debido a la Forma en la que está Redactada la Ley de Órdenes de Protección o Alejamiento Parcial

Todas las órdenes de alejamiento emitidas por el Estado de Connecticut incluyen la cláusula contenida en las órdenes de protección parcial, la cual prohíbe la amenaza, el acoso y la intimidación, y que además, representa serias dificultades para las personas que han sido otorgadas este tipo de órdenes en contra. Su redacción es ambigua y es interpretada libremente por la policía y las autoridades, lo cual les permite a las personas protegidas utilizar dichas órdenes como un arma y no como un escudo. Por lo tanto, es muy fácil incumplir una orden de protección o de alejamiento parcial en Connecticut, al emplear un lenguaje severo, lenguaje o gestos obscenos (como sacar el dedo del medio) o sostener una discusión acalorada aunque no sea violenta. Es por eso que los representantes legales de la firma Mark Sherman Law expertos en órdenes de alejamiento, les advierten a sus clientes constantemente que sean muy cuidadosos cuando de una orden de alejamiento se trata y que sean muy delicados en cuanto al lenguaje que utilizan en mensajes de texto y publicaciones de Facebook. Así es, los mejores abogados y representantes legales de Stamford y Greenwich, expertos en incumplimiento de órdenes de protección, podrían acordar en decir que los mensajes de texto y publicaciones de Facebook agresivos y obscenos pueden fácilmente llevar a un arresto por incumplimiento de una orden de protección.

Las Molestias y los Dolores de Cabeza que Ocasiona Tener una Orden Civil de Alejamiento en Su Contra Pendiente

Pregúntele a cualquier buen abogado de Greenwich o Stamford experto en órdenes de alejamiento; cargar con una orden de alejamiento sobre sus hombros durante un año, puede afectar gravemente su vida. Todos los funcionarios del orden público de Connecticut tienen acceso a los expedientes de este tipo de órdenes, incluyendo la policía de todas las ciudades y pueblos del Estado, al igual que los patrulleros estatales de Connecticut, quienes protegen las autopistas estatales e interestatales. Y si lo detiene la policía en un retén vehicular de rutina o por una infracción de tránsito y lleva un pasajero en su automóvil, lo más probable es que la policía le realice una entrevista exhaustiva. Peor aún, a las personas que viajen con usted también se les hará un interrogatorio completo con respecto al tema de su seguridad, lo cual le ocasionará vergüenzas y humillaciones innecesarias. Además, si usted tiene una orden de alejamiento pendiente en su contra, cuente con que lo demorarán considerablemente cuando ingrese a los Estados Unidos a través de cualquier aeropuerto o frontera de ingreso. Los agentes de aduanas recibirán una señal y lo llevarán a una sala de indagación, donde agentes federales lo interrogarán sobre la orden de alejamiento y en consecuencia, sus viajes tendrán largas demoras. Por último, las órdenes de alejamiento pueden salir a relucir en diversas verificaciones de antecedentes realizadas por posibles empleadores, arrendatarios, prestamistas y universidades. Pero quizá el mayor dolor de cabeza al tener una orden de alejamiento en su contra pendiente es la preocupación y el temor de que la persona protegida por la orden de alejamiento, la utilice como arma en lugar de escudo. Es decir, que intenten utilizarla como señuelo para que usted incumpla la orden. Por ejemplo, hemos visto casos en los que existe una orden de alejamiento residencial (o una orden de alejamiento o de protección “completa”) y la persona protegida lo invita a cenar. Le dice que no se preocupe por la orden, que está bien que vaya a visitarla y luego surge un altercado. Llaman a la policía y usted se ve involucrado en cargos por el delito mayor de incumplimiento de una orden civil de alejamiento según la ley CGS § 53a-223b.

Por todas esas razones, vale la pena consultar con un buen abogado de Stamford que sea experto en órdenes de alejamiento, que maneje habitualmente solicitudes de este tipo y comparezca a nombre suyo en la audiencia del caso.

Cómo Defenderse de una Petición de Orden de Alejamiento

Los representantes legales de la firma Mark Sherman Law, expertos en órdenes de alejamiento, se apoyan en años de experiencia defendiendo a sus clientes ante peticiones de órdenes de alejamiento frívolas, intimidatorias y sin fundamentos. Nos enfrentamos con los peticionarios y los llevamos al estrado para que expliquen sus acusaciones de abuso. Bajo ciertas circunstancias, ejercemos presión hasta el punto de hacer hallazgos antes de la audiencia y obligamos a los solicitantes de dichas órdenes de alejamiento a que se sienten a declarar y proporcionen documentación, correos electrónicos, mensajes de texto y otros materiales de redes sociales. De ser necesario, exigiremos los registros de sus teléfonos y cuentas de Facebook, ya que a menudo nos encontramos con que las supuestas víctimas que buscan se les aprueben órdenes de alejamiento, algunas veces pueden fabricar historial con el objetivo de tener ventaja deshonesta en un tribunal encargado de este tipo de casos.

Frecuentemente, los solicitantes de órdenes de alejamiento intentan utilizar los tribunales encargados de este tipo de casos para tomar ventaja en un divorcio polémico, una disputa por custodia infantil o un caso penal de violencia doméstica, en los cuales pretenden obtener dinero de nuestros clientes. En casos como estos, los mejores abogados de órdenes de alejamiento en Stamford, Greenwich, New Canaan, Darien, Westport, Norwalk, Fairfield y todo Connecticut, sabrán cómo combatir los hallazgos aprobados por el tribunal y someter a los solicitantes. Antes de asistir a cualquier audiencia sobre una orden de alejamiento, los abogados de la firma Mark Sherman Law trabajarán con usted para fabricar una estrategia de defensa diseñada para derrotar una petición de orden civil de alejamiento. Se dará cuenta que nuestro equipo de representantes legales son diligentes, atentos, sensibles, meticulosos y compasivos.

Castigos Penales por Incumplimiento de una Orden Civil de Alejamiento

Incumplir una orden civil de alejamiento u orden de protección penal en Connecticut puede traer graves y desastrosas consecuencias. La ley CGS § 53a-223b de incumplimiento penal de una orden civil de alejamiento, convierte en delito mayor el violar los términos y condiciones de una orden civil de alejamiento. CGS § 53a-223 establece la ley contra el incumplimiento de órdenes de protección penales. Las órdenes de protección penales no se pueden obtener a través de una petición, sino que las ordena el tribunal en conexión con casos de delito por violencia doméstica. El tribunal penal expide la orden a fin de proteger a la supuesta víctima, particularmente en casos de violencia doméstica. Cada una de estas infracciones es considerada un delito grave castigable con hasta cinco años de cárcel, libertad condicional y una multa de $5000.

Póngase en Contacto Hoy Mismo con un Abogado de la Firma Mark Sherman Law, Experto en Órdenes de Alejamiento

De tal manera que si está interesado en solicitar una orden civil de alejamiento en Stamford, Greenwich, New Canaan, Darien, Westport, Norwalk, Fairfield o cualquier otro tribunal de Connecticut, o ha recibido una en contra y desea defenderse, no espere hasta que sea demasiado tarde para llamar a un abogado. Llame hoy mismo a uno de los abogados o representantes legales de la firma Mark Sherman Law experto en órdenes de alejamiento. Tenemos años de experiencia tanto obteniendo, como peleando órdenes de alejamiento. Trabajaremos con usted y su familia para desarrollar la estrategia más rentable, que le dé la oportunidad de obtener los resultados que espera en un tribunal de órdenes de alejamiento. Llámenos hoy mismo al (203) 358-4700. Estamos disponibles para contestar su llamada las 24 horas del día, los 7 días de la semana.